La buena moda. Prendas responsables para tu armario.

Vivimos vestidos, al menos la mayor parte del tiempo. La ropa es una prolongación de nosotros mismos. Con ella nos protegemos del frío y expresamos nuestra forma de ser. Ambas acciones se meditan antes de llevarse a cabo, y sin embargo no solemos reflexionar sobre determinados valores que van más allá de los relacionados con el precio, la función o el estilo de la prenda elegida.

Guía básica para empezar a vivir con menos residuos

Seguir instrucciones puede ser de gran utilidad en algunos aspectos de nuestra vida, como por ejemplo para montar un mueble o preparar una receta. Pero, cuando hablamos de algo tan subjetivo y arraigado en nuestra identidad como son nuestros hábitos, los pasos a seguir ya no pueden ser ni tan precisos ni tan inmediatos. Modificar ciertos patrones de comportamiento es algo bastante complejo y lleva su tiempo.